Alergia canina: causas y tratamiento.

Al igual que nosotros, los perros también pueden sentir picazón de vez en cuando sin que esto se asocie con ningún problema de salud. La incomodidad temporal y el aburrimiento son algunas de las razones que pueden provocar picazón. Por otro lado, cuando la «picazón» se vuelve más intensa, ¡es bueno investigar! puede ser sobre alergia a los perros.

perro triste

Término genérico para diferentes afecciones, la alergia puede ser causada por factores que van desde la picadura de ectoparásitos, como pulgas, hasta reacciones exageradas del cuerpo a un ingrediente particular en un alimento. Entonces, sigue leyendo y aprende los principales tipos de alergias caninas y cómo tratar cada una de ellas.

Después de todo, ¿qué caracteriza a la alergia?

En términos generales, la alergia se puede definir como una reacción exacerbada del cuerpo del perro a una sustancia llamada alérgeno. En este sentido, es interesante resaltar que cada individuo reacciona de una forma a diferentes sustancias.

Es decir, lo que causa alergia en un cachorro no necesariamente tendrá el mismo efecto en otro. Dependerá de cómo el sistema inmunológico de cada persona interprete la presencia de una determinada sustancia. Si se reconoce como invasivo, la mascota puede tener una reacción alérgica.

Conoce las principales causas de la alergia canina

Como se mencionó anteriormente, la reacción alérgica depende de la respuesta inmune de cada individuo. Al igual que los humanos, algunos perros pueden ser alérgicos a los componentes de los medicamentos, mientras que otros pueden procesarlos sin problemas.

Es importante decir que algunos tipos de alergia a los perros son bastante comunes en la rutina veterinaria. Entre ellos, podemos destacar la alergia alimentaria, la atopia y la dermatitis alérgica por pulgas. A continuación, te explicamos mejor cada uno de ellos.

Dermatitis alérgica por pulgas (DAPP)

Una cosa es segura: las picaduras de pulgas siempre son incómodas para la mascota. Esto ocurre porque las picaduras de ectoparásitos liberan sustancias que estimulan la producción de histamina por parte del cuerpo del perro. Se trata de una amina asociada a combatir la inflamación y provocar reacciones como picor y moqueo (en el caso de afectar las vías respiratorias).

perro cerca

La dermatitis alérgica por pulgas ocurre cuando el cuerpo del amigo de cuatro patas es hipersensible a la saliva de las pulgas. Los síntomas de la alergia al perro causada por parásitos incluyen:

  • prurito (picazón), especialmente en las regiones lumbar y abdominal;
  • pérdida de cabello localizada;
  • lesiones bacterianas secundarias;
  • descamación de las áreas afectadas;
  • presencia de ectoparásitos.

Según la Dra. María Teresa Vieira, veterinaria de Animales Asombrosos, el diagnóstico consiste en diferenciar la EAP de otra dermatitis canina. Para ello, además del examen clínico, el veterinario también realizará una anamnesis (entrevista) con el tutor, con el fin de comprender mejor la historia de la mascota.

Una vez confirmado el alergia a la piel del perro o DAPP, el tratamiento implica el uso de antifleas, así como la limpieza total del ambiente para evitar nuevas infestaciones. “En el caso de lesiones secundarias, el uso de antibióticos y antialérgicos también puede estar asociado al tratamiento”, dice el veterinario.

Atopia o dermatitis atópica

Algo misteriosa, la atopia se caracteriza por una reacción alérgica con picazón a alérgenos presentes en el ambiente, como ácaros, polen, mohos, polvo, sustancias inorgánicas, entre otros. Pero, ¿qué hace que algunos individuos tengan esta reacción y otros no?

Como explica la Dra. María Teresa, aunque no se sabe exactamente qué alérgenos son los responsables de desencadenar la dermatitis atópica, los científicos creen que el principal factor desencadenante de la enfermedad es genético. Los principales síntomas de la atopia son:

  • prurito (picazón);
  • lamido excesivo en partes del cuerpo como patas y abdomen;
  • evolución del cuadro a lesiones bacterianas o fúngicas;
  • otitis recurrente.

Como habrá notado, los síntomas de la atopia son muy similares a otros tipos de alergia a los perros, como DAPP. Por tanto, en general, el diagnóstico se realiza excluyendo otros tipos de dermatitis alérgica.

Para ello, el veterinario podrá solicitar exámenes como raspado y cultivo. “Desde el momento en que se realiza el diagnóstico de atopia, es posible recurrir a pruebas intradérmicas para detectar cuáles son los alérgenos para ese paciente”, explica María Teresa.

Aunque no existe cura para la atopia, es posible mejorar la calidad de vida de la mascota adoptando algunas precauciones, como la limpieza del ambiente y los accesorios de la mascota y el uso ocasional de antihistamínicos. Recordando que estos siempre deben ser recetados por un veterinario.

Alergia alimentaria o dermatitis

Otra situación muy común es una reacción alérgica a uno de los componentes del pienso. En este sentido, algunos de los principales alérgenos alimentarios son las proteínas de origen animal, como la ternera o el pollo.

Los síntomas de este tipo de alergia en perros son muy similares a los otros tipos de alergia enumerados en este artículo, con el agregado de trastorno intestinal:

  • prurito (picazón);
  • manchas rojizas en la piel;
  • lesiones bacterianas;
  • diarrea crónica.

Confirmado el diagnóstico de perro con alergia alimentación, el tratamiento depende principalmente de un cambio en la dieta de la mascota. Actualmente, existen alimentos medicinales hipoalergénicos elaborados con proteínas hidrolizadas de soja o de cordero, ambas conocidas por generar menos reacciones alérgicas.

Otra opción para evitar las alergias en los perros provocadas por la comida es recurrir a la comida casera. En cualquier caso, hable con un veterinario sobre la mejor manera de asegurarse de que su amigo tenga una dieta adecuada.

perro rascando

Ahora que lo sabe todo sobre este tema, ¿qué tal si averigua aún más sobre la salud y el bienestar de los animales peludos? Para eso, ¡sigue navegando aquí, en el blog de Animales Asombrosos!

Ir arriba